Politicas de Sustentabilidad- Copenhague y sus techos verdes

Fuente imagen: Inhabitat
En 2008, la Comisión Europea estableció que a partir de 2010 entregaría el título de “Capital Verde Europea” a una ciudad que está adoptando iniciativas sustentables para tener un medioambiente más saludable. La primera ciudad en ganar este premio fue Estocolmo, seguida por Hamburgo (2011), Vitoria-Gasteiz (2012) y Nantes (2013).
Este año, la Capital Verde Europea es Copenhague, ciudad que destaca por la promoción de la bicicleta como medio de transporte. En este sentido, uno de los objetivos que se fijó la ciudad es que en 2015, el 50 por ciento de la población -que en total alcanzaría los 541 mil habitantes- se traslade en bicicleta. Por esto, se proyecta la construcción de un Circuito Verde en donde convivan una línea de metro y una “súper ruta de bicicletas”.
Un segundo objetivo que se propuso la ciudad es ser carbono neutral en 2025. Como una manera de avanzar en esto, la ciudad estableció en tres planes estratégicos de sustentabilidad y cambio climático que los techos de los nuevos edificios que tengan una inclinación en particular, obligatoriamente deben ser “techos verdes”.
Conoce más de esta medida y de los proyectos urbanos que la incluyen.

3 estrategias que apuntan a construir techos verdes

Copenhague, Dinamarca. © 準建築人手札網站 Forgemind ArchiMedia, vía Flickr.
La idea de construir techos verdes en la capital danesa surgió con más fuerza en 2008 como una forma de gestionar más eficientemente las aguas lluvias y residuales debido a que uno de los factores que tienen presentes las autoridades es que durante los próximos 100 años lloverá un 30 por ciento más que en la actualidad.
Desde entonces, la ciudad enfocó esta necesidad para solucionarla desde el diseño urbano, lo que permitió que se incluyera en tres estrategias de la ciudad -Sustentabilidad en Construcción y Obras Civiles, Plan Climático y Estrategia para la Biodiversidad- para construir más techos verdes y hacer de Copenhague una ciudad más sustentable.
A partir del impulso de estas tres iniciativas, se considera, entre otras cosas, que los nuevos edificios que tengan un techo con un ángulo igual o menor a 30º, obligatoriamente tengan azoteas verdes. Cuando comenzó a regir esta iniciativa, en 2010, la ciudad contaba con 40 techos verdes que sumaban 200 mil metros cuadrados y que se estimaba permitirían aumentar estas áreas verdes en 5.000 metros cuadrados anuales.

¿Cuáles son los beneficios de tener techos verdes en las ciudades?

© 416style, vía Flickr. (Imagen de referencia)
De acuerdo al informe “Techos Verdes”, elaborado por la Administración Técnica y de Medioambiente de Copenhague, este tipo de áreas verdes pueden ser desde pequeñas intervenciones hasta jardines, diferencia que se distingue según el tipo de vegetación, la frecuencia de riego que necesitan y el peso, entre otras características.
Como los techos son un espacio útil muchas veces inutilizado, su transformación en espacios verdes permite crear un hábitat apto para la flora y la fauna.
Asimismo, en la capital danesa, permiten absorber entre un 50 y un 80 por ciento de las aguas lluvias de un año. También ayudan a disminuir la temperatura en los edificios donde se construyen y a reducir en un par de grados la temperatura de los alrededores. Por último, este tipo de jardines permiten aumentar la funcionalidad de los edificios.

Las azoteas verdes de Copenhague

Los planes que se están desarrollando en la ciudad o que ya se construyeron para aumentar las áreas verdes son comerciales, residenciales y públicos. Entre las iniciativas públicas, los proyectos urbanos ya ejecutados o planificados son:
1. The City Dune
The City Dune. Fuente: sla.dk
Los habitantes de Copenhague vieron en una explanada perteneciente al banco SEB Bank & Pension, la oportunidad de abrirla a la ciudadanía y así tener un nuevo espacio publico, ya que en los alrededores, estos son escasos y los que hay tienen una mala infraestructura.
Fue así como le pidieron al municipio de la ciudad que abriera este lugar, lo que el banco aceptó tras un tiempo de negociaciones. Para el municipio, este hecho demostró cómo “las empresas y los municipios pueden cooperar en la creación de espacios públicos con alto valor para la ciudadanía”, según consta en el informe “Techos Verdes”.
Antes de que este lugar se abriera a los ciudadanos en 2010, la oficina a cargo, SLA, se  propuso darle un nuevo sentido a la naturaleza en la ciudad.
Regadores en The City Dune. Fuente sla.dk
Por este motivo, en los techos de los edificios del banco se habilitaron nuevos jardines. En tanto, a nivel de la calle, se optó por darle mayor presencia a la vegetación para que ésta funcione como una bóveda y con ello se pueda disminuir la temperatura del lugar. Asimismo, se instalaron 110 regadores que, como cuentan con canales de recolección, logran que no se pierda el agua, sino que ésta vuelva a los tanques que abastecen a los regadores.
Para más información de esta iniciativa, puedes visitar nuestro artículo “Proyecto Urbano: City Dune, la plaza privada”.
2. Kalvebod Brygge West
Kalvebod Brygge West.
Como la mayoría de los edificios del barrio Kalvebod Brygge son de oficinas, durante los fines de semana la actividad de las calles disminuía notablemente. Además, como el lugar está entre el puerto y el resto de la ciudad, parecía un lugar sin vida que, según el Centro de Arquitectura Danés (DAC), era uno de los lugares menos atractivos de Copenhague.
Kalvebod Brygge West.
Esto solo duró hasta mediados de 2010, ya que en ese año se inauguró el proyecto diseñado por las firmas JDS Architects y KLAR, para conectar los sectores cercanos con el barrio financiero a través del Parque Kalvebod y una zona comercial de 115 mil m{2}. El proyecto incluyó jardines en las azoteas que están conectados a tanques de los edificios, los que a su vez capturan aguas lluvias con las que se riega el parque.
3. ÅrhusgadeKvarteret
Århusgade.
Entre 2011 y 2012 se construyó la primera etapa del barrio Århusgade, en el sector del antiguo puerto. Como parte del proyecto, se estableció que los techos de los edificios serían planos y que tendrían diferentes alturas para facilitar la construcción de jardines. De esta manera, estas azoteas conformarían parte de una red verde que incluye plazas y parques en la superficie.
4. Skelbækgade
El plan para el barrio Skelbækgade es un proyecto de regeneración que busca consolidarlo como un área urbana densa, sostenible y en donde la gente se pueda trasladar en bicicleta y transporte público para llegar a otros puntos de Copenhague. Entre las iniciativas se considera que los nuevos edificios sean más bajos que los ya existentes para que las azoteas verdes sean visibles desde los otros edificios y así se promueva esta práctica.
5. The Produce Market
GRØNTTORVSOMRÅDET
En 2006, los mercados ubicado en Valby anunciaron que se trasladarían a otro sector de Copenhague, llamado Høje Taastrup.
Con el fin de darle un nuevo carácter a los terrenos, el municipio lanzó un concurso para dividir la superficie usada por los locales comerciales para usarla como un centro cultural.
El plan considera un área de 320 mil metros cuadrados en donde los edificios que tengan un ángulo de inclinación menor a los 30º deben construir azoteas verdes.
6. Renovación urbana de Sankt Kjelds
Renovación urbana de Sankt Kjelds.
De acuerdo a los datos del municipio, durante los próximos 100 años lloverá un 30 por ciento más. Para enfrentar esta situación, se creó un proyecto piloto de renovación urbana para el barrio Sankt Kjelds.
Este pretende que en 2016, los edificios históricos, las plazas y los parques, a los que se suman los nuevos techos verdes, cuenten con un sistema de recolección de aguas lluvias que las lleve al puerto a través de un nuevo canal verde. Una vez terminado el proyecto, la ciudad espera que se siga implementando a través de iniciativas privadas.

Comentarios